¿Quién no ha viajado con Ryanair alguna vez? La primera vez que me subí a uno de sus aviones juré que no lo volvería a hacer, pero no fue así. ¿Por qué? Pues, porque a pesar de no parar de anunciar publicidad, tratar mal a los pasajeros, tener unas medidas para el equipaje de mano más reducidas que el resto de compañías para hacerte facturar y un largo etcétera, Ryanair ofrece vuelos a muy buen precio.

Sin embargo, parece que algo ha cambiado, la aerolínea que a nadie le cae bien pero con la que todo el mundo viaja ha recapacitado y ha puesto en marcha una serie de medidas que, aunque deberían ser normales, para ellos son un gran paso adelante. Empezando por mejorar su página web, la cual ha ganado mucho con su nuevo aspecto y mejor usabilidad.

ryanair-web

Para comunicar estas medidas, pusieron en marcha una campaña con tres spots en los que se ríen de sí mismos y de los malabares que hacemos sus clientes para poder viajar con ellos sin llevarnos sustos. La verdad es que los vídeos son divertidos y consiguen que te olvides de los malos ratos que te ha hecho pasar la aerolínea. Espero que este cambio sea verdad y ganen credibilidad y confianza por parte de los usuarios.

Vía: Mis gafas de pasta ya no están de moda

Anuncios