La nueva campaña de Pepsi Max “Unbelievable” ha dejado con la boca abierta a toda la ciudad de Londres. Y es que, hasta hace pocos días, se han paseado ovnis, meteoritos, robots gigantes y hasta tigres por las calles de la capital inglesa.

Para realizar la campaña, la marca de refrescos se adueñó de una parada de autobús muy transitada de la calle New Oxford y equipó sus cristales con tecnología digital de última generación para hacer creer a los transeúntes que estaban siendo objeto de invasiones alienígenas y atacados por robots gigantes.

En el siguiente vídeo podéis ver cómo se preparó todo y las reacciones de la gente. La verdad es que visto en vídeo tampoco impresiona tanto, pero supongo que estando allí me hubiera quedado de piedra.

Vía: Marketing Directo

Anuncios