Está empezando a considerarse normal que un grupo de amigos queden y cada uno esté pendiente de su smartphone sin interactuar con los demás, o interactúen mediante el móvil. Para intentar acabar con esto, el bar brasileño Salve Jorge y la agencia Fischer&Friends tienen un plan.

Han ideado el primer vaso que solo se mantiene en pie si lo apoyas en un teléfono móvil, es decir, si usas el aparato como un posavasos. Una original idea (aunque peligrosa, por el hecho de que se derrame la bebida sobre tu móvil) para disfrutar un poco más de nuestra “vida real” y dejar por unos momentos la “vida virtual”.

Vía: La Criatura Creativa

Anuncios